NOSOTROS

NOSOTROS

miércoles, 25 de mayo de 2016

SPRINGSTEEN, THE MAN WHO BORN TO RUN AND OTHER HISTORY



Siempre es un gusto recibir amigos en casa, por eso hoy en el Cajón estamos de enhorabuena. Nuestra amiga Tina Jara ha querido compartir con nosotros su experiencia de ver en vivo al gran Bruce Springsteen.

Gracias Tina. 



 

SPRINGSTEEN, THE MAN WHO BORN TO RUN AND OTHER HISTORY

Sábado, 21 de Mayo de 2016. Santiago Bernabéu. Madrid.

Supongo que esto que voy a contar ahora le sonará a mucha gente, sobre todo a quienes hayan disfrutado de lo que es tener pueblo.
Este pasado sábado me reuní con tres de mis primas. A dos de ellas hacía bastante que no las veía (faltabas tú, R.) y este fin de semana nos juntábamos para ver a Bruce Springsteen.
Me pidieron que les consiguiese las entradas y decían que yo tenía que ir también pero no me lo podía permitir. Gracias a ellas y a su insistencia pude asistir al concierto ya que entre todas me invitaron.
Era la primera vez que asistíamos a un directo de Springsteen y estando juntas como desde hacía muchos años que no lo estábamos (muy probablemente por mi dejadez) así que con esta reunión no pude evitar volver a mi adolescencia, probablemente unas de las mejores épocas de mi vida y que con más cariño guardo en mi memoria.
Desde bastante pequeña pasaba todas las vacaciones escolares en el pueblo de mis padres y era algo que me encantaba. Allí eras más libre que en la ciudad, estabas siempre en la calle; haciendo cosas, jugando, en la piscina…y de esos juegos pasas a tus primeras salidas nocturnas, las primeras cervezas, los primeros cigarrillos, la primera vez que ves amanecer tras una noche de marcha…y qué queréis que os diga, todo eso fue siempre con vosotras chicas. Tengo buena memoria y esas son vivencias que no se olvidan, que siempre te acompañan a pesar del tiempo y el espacio que nos pueda separar ocasionalmente, sólo puedo deciros. Gracias. Os quiero.
La zona de Concha Espina estaba acordonada (algo que no me gustó) y con bullicio de gente desde primera hora de la tarde; aún con todo y eso la organización de entrada al concierto dejó mucho que desear y a mucha gente en la inmensa cola de entrada al estadio cuando a las 21:11 horas salía Springsteen y su E Street Band a escena con Badlands. Lo sé porque fui de las que tuvo que escucharla casi entera desde fuera. ¡Una pena! Ser puntual es una buena costumbre pero si tienes fuera del recinto a tanta gente deja de serlo bastante.
The River Tour no lo fue tanto, se sabía ya que no tocaría el álbum al completo por los sets lists de los conciertos anteriores aunque era lo “prometido” al inicio de la Gira con motivo del  35 Aniversario del ya mítico disco The River. Sonaron más canciones del disco Born in the USA que del de la propia gira pero bueno…aunque yo era la primera vez que le veía, entiendo perfectamente la decepción de muchos de los fans y de los asistentes al evento.




Bruce Springsteen y su E Street Band llenan estadios pero funcionan sin grandes efectos de artificio porque lo que llevan consigo es una gran banda de músicos y a Springsteen que a sus 67 años estuvo cantando y tocando junto a su banda durante casi tres horas y media sin parar, haciendo lo que sabe: Rock and Roll al más puro estilo clásico. Lo que no les acompañó fue el mal sonido del Santiago Bernabéu, sobre todo donde  yo estaba (Fondo Norte) no se apreciaba el buen hacer de la banda, no se distinguían bien unos instrumentos de otros y en ocasiones ni las letras de las canciones.
Aquí os dejo el set list de esa noche:





A mi me hubiese gustado que tocasen entre otros temas que me acordé esa noche Not Surrender, Secret Garden, Drive All Night e incluso Tunnel of love por citar algunos pero claro después de más de treinta temas no se puede pedir mucho más.
Para mi los mejores momentos de la noche y aunque suenen a topicazo fueron cuando tocaron Sherry Darling (que sonó fantástica), Hungry Heart (es un tema muy esperanzador que siempre me ha encantado), Trapped (Gran canción, triste, de perdedores), The River (preciosa y un clásico), Point Blank (es una de esas canciones que te hablan de la vida, de los errores que cometemos de cómo se pueden intentar enmendar), Because the Night (polémica canción de Patti Smith/Springsteen, yo aún no sé bien a quien darle la autoría de los dos pero es un temón, Human Touch (eso que todos necesitamos antes o después y que a veces se nos olvida) y todo los bises, especialmente el acústico que se marcó un Bruce Springsteen solo ante un estadio con más 55000 personas en, Thunder Road.


A pesar de los problemas de sonido, de haber entrado ya iniciado el primer tema, lo pasé genial y lo que vives en ese momento lo recordaré siempre por el  buen ambiente y una inmejorable compañía.


Fue una gran noche donde bajo el cielo de Madrid, yo al menos me rendí a tus pies.